Adaptación legal de webs

Si eres un profesional o empresario y tienes una página web por medio de la que prestas servicios, vendes productos o en la que das información sobre tu negocio, debes cumplir con la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico (LSSI).
Si tu web no está adaptada a dicha normativa te arriesgas a ser sancionado con multas que pueden alcanzar los 600.000 euros.
En la mayoría de los casos, la adaptación consiste en la inclusión de un aviso legal que deberá contener los datos y la información que se detallan en los artículos 9 a 12 bis de la mencionada norma.
Por supuesto, no necesitas a un informático para esto y mucho menos a un abogado.
Puedes intentarlo tú mismo.
O ver si el frutero de la esquina también sabe algo del tema…
Total, por una multa de 30.000 euritos de nada… (ni se te ocurre llamarme cuando la recibas, eso sí).
Que la suerte te acompañe.

Alta de ficheros LOPD

A lo largo de toda la LOPD y del RLOPD se utiliza la expresión FICHEROS de datos.
Así, según el artículo 3.b) de la LOPD, fichero es  todo conjunto organizado de datos de carácter personal, cualquiera que fuere la forma o modalidad de su creación, almacenamiento, organización y acceso.
Te pongo algunos ejemplos: La carpeta o AZ donde tienes guardadas todas tus facturas y documentación contable; el archivador con las nóminas y contratos de tus empleados; la carpeta que tienes en tu PC titulada “CLIENTES” (por ejemplo), donde están sus datos de contactos, asuntos, compras…
El artículo 25 de la LOPD, indica que 
Podrán crearse ficheros de titularidad privada que contengan datos de carácter personal cuando resulte necesario para el logro de la actividad u objeto legítimos de la persona, empresa o entidad titular y se respeten las garantías que esta Ley establece para la protección de las personas.
Y el 26 que
Toda persona o entidad que proceda a la creación de ficheros de datos de carácter personal lo notificará previamente a la Agencia Española de Protección de Datos.
Por tanto, una de las obligaciones del empresario o profesional que trate datos de carácter personal es la del Registro o alta de sus ficheros ante la referida Agencia.
Este registro se realiza mediante la cumplimentación de un formulario que proporciona la AEPD en su propia web (www.agpd.es), que posteriormente le tendrá que ser remitido.
Si cuando trates de rellenarlo te asaltan numerosas dudas, no te extrañes.
Eres perfectamente normal.

Tratamiento de datos

La LOPD se aplica a los tratamientos de datos de carácter personal, pero…, ¿qué es exactamente un tratamiento de datos?
Nos lo dice el artículo 3.c) de la LOPD:
Tratamiento de datos: operaciones y procedimientos técnicos de carácter automatizado o no, que permitan la recogida, grabación, conservación, elaboración, modificación, bloqueo y cancelación, así como las cesiones de datos que resulten de comunicaciones, consultas, interconexiones y transferencias.
Lo es, por tanto, casi cualquier cosa que hagas con un dato.
Incluida su mera consulta, como detalla el artículo 5.1.t) del RLOPD:
t. Tratamiento de datos: cualquier operación o procedimiento técnico, sea o no automatizado, que permita la recogida, grabación, conservación, elaboración, modificación, consulta, utilización, modificación, cancelación, bloqueo o supresión, así como las cesiones de datos que resulten de comunicaciones, consultas, interconexiones y transferencias.